EL DEPORTE… ES SALUD?

Para los griegos de hace 28 siglos, el atletismo se instituyó como ofrenda religiosa sin desligarse de ejercitaciones guerreras, así fortaleciendo torsos, brazos y piernas, ya que se autoconsideraban toscos y lentos para la práctica de carreras, jabalinas o saltos.

Sin embargo, el paso del tiempo diría lo contrario, ya que sus marcas darían envidia a los atletas olímpicos.

Hoy los deportistas se preparan no solamente para competir entre sí, sino con costosos aparatos y sofisticado instrumental electrónico de adiestramiento.

Al hombre común también le tocó lo suyo, ya que comprendió que el deporte es la única actividad humana que nos devuelve a la naturaleza y recuerda que vivimos una existencia sedentaria, perdiendo defensas orgánicas.

El deporte aumenta la circulación general, adapta los ritmos cardíacos, desarrolla y mantiene en buen estado los 650 músculos de nuestro cuerpo, lubrica las articulaciones, lucha contra la anquilosis y por sobre todo, elimina el stress por descarga. Quién, ante estas afirmaciones podría dudar si el deporte es salud?

Actualmente, en Europa, se le enseña a todo deportista aficionado o no, a cultivar el humor y el sarcasmo, dos nuevas armas del arsenal atlético; esta técnica neutraliza la angustia precompetitiva y controla el grado de hostilidad en toda competencia, o sea que actualmente toda actividad deportiva dejó de ser solo para musculosos, incorporándose otro ingrediente, la inteligencia.

Por eso juego y competencia, individual o colectiva, aficionada o profesional apunta a un solo objetivo: gozar la plenitud física y volcar la energía en el que derrota o victoria son elementos accidentales.

De modo que en la intimidad de cada uno de nosotros sabemos de la necesidad de la actividad física, pero parece mentira que en la Argentina actual, todo es más importante que el ser humano.

Trabajar menos se traduce en ganar menos, pero también significa vivir más años y, en definitiva, se gana algo así como dice Marcos Buono en su libro “El galponcito del fondo” : “Del tiempo de Don Faustino el albañil, que aunque enfermo, igual siguió trabajando para pagar el puchero”.

PROMO NOMINADO SIN DOLOR 2018

Sin Dolor – Nominado a los premios Martín Fierro de cable 2018

Programa Sin Dolor (Nominado a los premios Martín Fierro de cable 2018 como mejor programa de salud) conducido por el Dr. …